Bodega

Nuestra historia se remonta a 1935, 80 años de historia y esfuerzo han hecho que hoy Cuatro Rayas sea la bodega de referencia de los vinos blancos españoles.

Cuatro Rayas elabora hoy en día casi del 20% del vino embotellado de la Denominación de Origen Rueda, lo que nos convierte en la más grande de la denominación, con un nivel de producción anual de unos 15 millones de botellas. Los vinos, principalmente de la variedad Verdejo, son líderes dentro del consumo de vinos blancos en España y, además, cuentan con una gran influencia en los mercado exteriores, estando presentes en más de cincuenta países como Japón, China, Estados Unidos, Alemania, Reino Unido, Holanda o México.

Continúa adentrándote en el mundo de Cuatro Rayas y descubre la historia de su nombre…

Viñedos, clima y suelo

Las más de 2.150 hectáreas de la bodega Cuatro Rayas son controladas con minuciosidad por el departamento técnico a lo largo de todo su ciclo vegetativo, con el fin de obtener la mayor calidad a la hora de la vendimia. Principalmente son de la variedad Verdejo, pero también Sauvignon Blanc, Viura, Palomino Fino y Tempranillo.

Entre esas 2.150 hectáreas, la bodega posee una pequeña parte de viñedos centenarios plantados en “vaso” o “pie bajo” y, en gran parte prefiloxéricos. Esta zona, con un nivel de producción menor, es vendimiada manualmente. De estas cuidadas uvas nace Cuatro Rayas Viñedos Centenarios, el “capricho” de nuestro enólogo Ángel Calleja, un verdejo en todo su esplendor.

Más info: www.dorueda.com/es/lauvaverdejo/

Instalaciones

Cuatro Rayas presume en estos momentos de tener unas modernas instalaciones ubicadas en dos bodegas en plena cuna del Verdejo, La Seca. La bodega ha sido certificada con las normas de calidad BRC (British Retail Consulting) e IFS (International Food Standard), imprescindibles para comercializar en los mercados europeos. Estas certificaciones avalan el interés que tiene por lograr una excelente calidad en todas y cada una de las fases de elaboración de sus productos.

Enólogos

Tres generaciones de enólogos para un variado abanico de vinos

Desde la fundación de la bodega en 1935, el proyecto vitivinícola ha tenido como pilar fundamental el trabajo en equipo, una especial ligazón entre el viticultor que mima la uva y el enólogo que hace que ese fruto exprese sus mejores características en forma de vino. En la actualidad, Bodega Cuatro Rayas cuenta con un departamento de enología en el que destacan tres amantes de la elaboración de vino que pertenecen a tres generaciones y que son el mejor ejemplo de la colaboración entre profesionales, pero sobre todo amantes de los vinos de calidad. Ángel Calleja, que aglutina cuarenta vendimias elaborando vino en la Denominación de Origen Rueda, Elena M. Oyagüe, que suma una veintena de años de labor y dedicación a la bodega, y Roberto L. Tello, que con apenas un lustro a sus espaldas ya ha demostrado que las nuevas generaciones llegan pisando fuerte.

Calleja, maestro de maestros, ha procurado transmitir todo su saber hacer y secretos a estos dos enólogos más jóvenes llamados a tomar el testigo y asumir el reto de hacer vino en una de las bodegas con más solera de la DO. Cada uno aporta un punto de vista y un trabajo enfocado a que los vinos de Cuatro Rayas sigan haciendo las delicias de unos consumidores nacionales e internacionales cada vez más exigentes. Estas tres generaciones trabajan de la mano para aportar diferentes puntos de vista en un rango de vinos muy variados: verdejos, tempranillos y sauvignones; vinos jóvenes, crianzas sobre lías, crianza en barrica, solera, fermentados en barricas o vinos frizzantes de baja graduación. Un amplio abanico de vinos que representa a todas las mujeres y todos los hombres que forman parte de la familia de Bodega Cuatro Rayas.